Turismo » Arquitectura religiosa
  • Presentación
  • La arquitectura religiosa también ocupa un destacado lugar en el patrimonio cultural de Boiro. Muchas son las iglesias, capillas y ermitas localizadas en estas tierras, pero quizás los ejemplos más significativos sean los que citaremos a continuación.

  • Igrexa parroquial de Santa Baia de Boiro
  • Este templo, posiblemente del siglo XII, tuvo desde orígenes inmemoriales raíz románica u ojival; y restos del primitivo estilo son los capiteles que sobreviven bastante difuminados en el interior. Tenía originariamente bóveda, coro y una espadaña a un lado de sus paredes con dos campanas. Fue Gelmírez (Figura importantísima de la historia de Galicia) quien la restauró y consagró ya que se encontraba en completa ruina, tal vez asolada por las razias de la piratería normanda. Mas tarde sufriría varias restauraciones y modificaciones que nos llevan a la arquitectura de hoy en día.

    En una de las capillas laterales del templo de Santa Baia, la del Baptisterio, resalta el escudo que porta la famosa sirena de los Mariño. Colindante al templo se encuentra el cementerio, la casa rectoral con gran valor arquitectónico y el camino real que era la vía de llegada y salida principal para Boiro.

  • Iglesia parroquial de San Vicente de Cespón
  • Un monje llamado Fray José Arredondo, cuando alcanzó jerarquía eclesiástica en el monasterio de Montserrat, donó en 1790 a la parroquia la tibia de San Vicente. En un relicario, en lugar secreto por su valor testimonial, la guarda el párroco y sólo en contados días la ofrece a la veneración de los fieles.

    El templo de Cespón es como una suma de las vicisitudes históricas y artísticas de la parroquia. La fábrica, del XII, conserva bóveda románica, gárgolas, columnas, capiteles, arcos y dicen que su solar fue antes cementerio.

    A pesar de los variados cambios sufridos, especialmente en el XVIII, los párrocos supieron conservar los elocuentes testimonios de otros tiempos. El perfil y estilo actual es barroco en su mayoría. En el vano de las archivoltas del pórtico se lee que la remodelación fue hecha en 1697 por Diego García Fandiño. En 1706 el mismo Fandiño, asombroso grafómano que ilustró todos los muros del templo de sentencias y latines, añadió la capilla lateral de Nuestra Señora de los Ángeles.

    El exterior de la iglesia muestra cinco bellísimos canecillos románicos en los muros del ábside, lo mismo que gárgolas y una cruz originalísima en el vértice del penal. El pórtico igualmente atesora testimonios del XII en columnas, capiteles y archivoltas. En un esquinal se halla el reloj de sol dieciochesco.

    En el interior del templo se conservan, con capillas laterales y bóvedas de nervaturas, cuatro columnas con sus capiteles formando el presbiterio y un extraordinario baldaquino gótico conopial tallado en granito como un encaje. Luego por diversas fachadas se repiten las escritura hechas por Fandiño.

  • Iglesia parroquial de San Cristovo de Abanqueiro
  • El templo tiene sus raíces en el tránsito del XII al XIII. La primitiva obra fue reformada y ampliada en 1708 en los días del párroco Rector don Vicente Pérez, según consta en el vano de las archivoltas del pórtico y cuyo resultado fue la obra actual. Su estilo queda entre barroco y neoclásico.

    En el exterior del templo destacan los primitivos contrafuertes neorrománicos que permiten el peso de la bóveda de piedra; pero especialmente relevantes son los 28 canecillos dispuestos entre uno y otro alero que con figuras ponen una cenefa de gracia y de los que anotamos la cabeza de un monstruo y el cuerpo de una mujer masturbándose. En el pórtico se ofrecen dos columnas de gusto románico. En una de las paredes exteriores hay una heráldica que se instaló allí traída de otra construcción.

    En el interior de San Cristovo tienen alto valor los dos arcos apuntados en la capilla mayor, la bóveda de sillares y las cuatro columnas con sus capiteles.

    En una de las paredes del templo se ha incrustado un frontal de altar, aunque algunos lo definen como fachada de un baldaquino.

    En frente del templo se halla la casa rectoral. Lo más vistoso es el arranque de la escalinata paciega, que culmina en un claustro alto. En el dintel de una de las puertas una escritura fecha la obra en el año 1772.

  • Ermita de la Virgen de Exipto-Abanqueiro
  • Bautizouse con este nome pola súa veneración e recordo da escapada a Exipto da Sagrada Familia.

    Atopáse situada nun pequeno outeiro cheo de árbores no lugar chamado co mesmo nome que o pais das pirámides. Moi cerca está a Igrexa Parroquial de San Cristovo á que antigamente estaba unida mediante un viacrucis, do que aínda se conserva algunha pequena cruz do camiño, e parte do Calvario, situado detrás da ermida. Dentro, amosa unha interesante pía para a auga bendita, e un altar con escenas da Sagrada Familia fuxindo a Exipto. Na fachada principal, unha pequena espadana cun só oco.

    Tódolos anos, o primeiro domingo de agosto celébrase unha gran romaría no bosque que rodea a ermida.

Especiais
Taboeiro